martes, 10 de enero de 2012

Grandes clásicos del cine - En Busca del Arca Perdida (2)




Para irnos situando: Este pobre cronista tardó mas de lo debido en poder ver la famosa escena del tiro al tipo de la espada, que ahora os ofrezco íntegra (y sin tontunas, como en la 1ª parte del post) y alargamos la escena hasta lo de los cestos y el momento en el que parece que Marion muere, mas que nada porque enganchamos con la continuación de este post...

Y ahora, continuamos.

Indy descubre que Marion vive (pues tras la escena da la persecución de los cestos y del disparo para despachar al árabe de la espada, Indy la cree muerta en la explosión del camión en que cree que la secuestaron), y que está prisionera de Belloq y los nazis (explicación despachada con una simple frase “Debieron de cambiar el cesto”), pero para no despertar sospechas que dificultasen su labor de excavación, no la libera. Así que Marion opta por escapar noqueando a Belloq utilizando un arma que ya sirvió para presentarnos al personaje en Nepal: su extraordinaria resistencia a las bebidas alcohólicas. Este truco falla, pues Belloq resulta ser también inmune, ya que la bebida que consumen es, según declara el francés  “la marca de la familia”, posiblemente en referencia a alguna heredad vinícola tan característica de los galos. Lo que ocurre es que una toma antes de esta declaración se puede ver la etiqueta de la botella, y está escrita en lo que parece japonés. Así que podemos concluir que Belloq es un franco japonés que tiene un buen saque con el sake…

Bien podría ser árabe, pero estonces no habría podido hacer el chistecito del sake.
 El gag de la percha-nunchaku despues de pimplarse nosecuantas botellas de la marca de la familia de Belloq

Belloq, que es un pillín, tiene preparado un espejo en el ángulo adecuado para ver lo que hace Marion tras el biombo. Los espejos y reflejos en ellos son marca del estilo de Spielberg, una especie de manía. En todas las películas que ha dirigido, aparece uno.
Y en En Busca del Arca perdida, aparecen dos, como en esta escena en el barco de Katanga.
Las escenas del “Pozo de las Almas” fueron rodadas en Londres (también las del bar de Marion) Para recrear el pozo, el equipo de producción necesitó alrededor de 7000 serpientes, así que los productores recorrieron todas las tiendas de mascotas en Londres y el sur de Inglaterra. Hay por tanto un montón de serpientes en la escena que no corresponden a la zona en que desarrolla la acción, supuestamente Egipto. Ante la gran cantidad de reptiles que se requería para filmar la escena, hubo que recurrirse a figurantes de relleno que realmente no eran serpientes, sino lagartos sin patas (distinguibles por tener oído externo en forma de orificio) e incluso mangueras cortadas en trozos. Eso sí, había también pitones y cobras venenosas, aunque fijándose mucho se pueden distinguir las bichas reales de las falsas. Por cierto, que durante la grabación, una de las pitones murió después de ser mordida por una de las cobras, y un integrante del equipo, el asistente del director, David Tomblin, fue mordido por una pitón en la mano que se agarró sin que hubiera manera de soltarla. Tomblin pidió que alguien que cogiera a la serpiente  aferrada a la mano por la cola e hiciera un movimiento como de látigo, de modo el movimiento en obligara a la serpiente a irse. Parece ser que la cosa resultó.

Concept art del Pozo de Almas
Preparando las bichas
Indy desciende a sus infiernos

En la escena en la que Indiana se encuentra cara a cara con una cobra se puso un vidrio entre el actor y el réptil, y fijándose se puede ver el reflejo del actor e incluso la rociada de veneno de la serpiente sobre el cristal. Eso sí, tendrá que ser en una versión anterior a la remasterización de 2003, donde se eliminó digitalmente el reflejo. Harrison Ford no les teme a las serpientes, al contrario que Indy, pero después de encontrarse con la enorme cantidad dispuesta para la escena, rodeándolo, Ford declaró que "casi lo hicieron  vomitar". Por cierto, que existe la leyenda, sin confirmar, que cuenta como el actor salió de aquel rodaje indemne y sin ningún percance con tanta sierpe, pero que al llegar a su casa en los EE.UU. fue mordido por una en su jardín.


El truco del almendruco




Tanta serpiente en el pozo de almas, así como la forma de escapar (derrumbando una pared tras atravesar el mausoleo de las momias y saliendo al exterior moviendo un bloque de piedra) dan a entender que este recinto no estaba sellado, pues hay presencia de oxígeno. Esto contradice lo que ocurre cuando Sallah, Indy y los excavadores retiran la losa que cubre el pozo, momento en que se produce una corriente de aire característica del cambio de presión entre lugares sellados y sin oxígeno y el aire libre.

En el pozo de las almas, se pueden ver jeroglíficos de C3PO y de R2D2 "La guerra de las galaxias" en la pared. Otra referencia a Star Wars se da al principio de la película, en el hidroavión en el que escapa Indiana Jones. En el fuselaje aparece la matrícula OB-CPO. Se dice que es una referencia a Obi Wan Kenobi y C3PO. Lo de C3PO es posible, pero lo de Obi Wan puede ser casual, ya que el prefijo OB- en la matrícula de una aeronave pertenece a Perú, donde transcurre esta primera parte (rodada en Hawaii, recordad).



En la columna a la izquierda...
La matrícula del avión
Y ya que estamos en el Pozo de almas, cuando Indy y Sallah sacan el Arca...
...tambien tiene truco..


Hay quien ve también referencias a Star Wars en el diálogo entre Indy y Belloq en el restaurante de El Cairo (tras la supuesta muerte de Marion), estableciendo paralelismos con el mantienen Darth Vader y Luke durante su pelea en el Imperio Contraataca. Belloq dice “Tu y yo somos muy parecidos. La arqueología es nuestra religión, pero ambos nos hemos apartado de la verdadera fe. Nuestros métodos no difieren tanto como tú crees. No soy más que un reflejo oscuro de ti. Te costaría muy poco ser como yo. Salir de la luz”. Por cierto, que en ese mismo diálogo, el francés, refiriéndose a un reloj de bolsillo dice “Mira esto, no tiene valor, diez dólares en cualquier vendedor de la calle. Pero si lo cojo y lo entierro en la arena durante mil años, entonces ya no tiene precio. Como el Arca.” Estamos en 1936, y 10 dólares de entonces, con la inflación devaluación de la moneda y demás serían el equivalente a unos 160 dólares de la actualidad (algo más de 120 €, o 20000 de las “antiguas pesetas”, y aunque siempre me ha parecido esa expresión algo absurda, hablando de arqueólogos viene al pelo). Así que el reloj no resulta precisamente “sin valor”.


PERSECUCIONES, PELEAS Y ACCIDENTES
Todas las escenas restantes de Egipto (y las de exterior en la isla donde llevan el Arca para la ceremonia de apertura) fueron realmente filmadas en Túnez, en la misma zona en que se grabaron las escenas para La Guerra de las Galaxias correspondientes al planeta Tatooine. De hecho, el cañón que aparece en la película cuando Indiana Jones amenaza con volar el Arca con un lanzacohetes, es el mismo en el que  R2-D2 es capturado por los jawas.


Al respecto de esta escena es famoso el discurso que da Belloq retando a Indiana Jones a volar el Arca a sabiendas de que no lo va a hacer;” Te has pasado toda tu vida buscando reliquias arqueológicas. Dentro del Arca hay tesoros que sobrepasan tus aspiraciones. Quieres verla abierta tanto como yo. Indiana, nosotros sólo pasamos por la historia. Esto es historia. Haz lo que quieras”. Pero no es famoso por su contenido, sino porque en pleno discurso una mosca ronda la boca del actor Paul Freeman y termina desapareciendo en su interior. Realmente no llega a tragársela,  sino que es una fina labor de montaje que da esa impresión.Fijaos en el video, cuando dice "darás" (Tu insistencia me sorprende incluso a mi,. Darás mal nombre a los mercenarios)

 La mosca


El discurso de Belloq


Otro detalle es el correspondiente a los soldados alemanes, que visten uniformes del Afrika Korps, cuando esa unidad se creó en 1941, y la acción de la película transcurre, repetimos una vez más, durante 1936. Y en ese año, el lanzacohetes con el que Indy amenaza con volar el arca no estaba ni ideado. De hecho les apunta con un modelo RPG 7, de fabricación soviética, muy posterior a la segunda guerra mundial. El primer lanzagranadas se inventó en 1942, y fue el alemán Panzerfaust.


Uniformes del Afrika Korps

El lanzacohetes del futuro.
El Panzerfaust, como veis, bastante más rudimentario.
En la escena de la pelea en el aeródromo, el avión que queda fuera de control al ser noqueado el piloto por Marion con unas calzas de madera, pasó por encima de la pierna de Ford, causándole un desgarro en el ligamento cruzado anterior de la pierna izquierda. A pesar del accidente, no aceptó ser visto por un médico (no debía fiarse de los servicios médicos tunecinos) y prefirió colocarse hielo sobre la rodilla. La escena fue ensayada con éxito en varias ocasiones, pero cuando la cámara empezó a rodar, el pie derecho de Ford  resbaló hacia un lado. Entonces, un neumático del Ala Voladora le cogió un dedo del pie y siguió avanzando hacia la tibia. Por suerte, los frenos funcionaron pocos centímetros antes de que la rodilla fuera aplastada. Gracias al sol abrasador de Túnez,  los neumáticos estaban excepcionalmente blandos, así que cuando la rueda atrapó el pie de Ford, unido a la arena en la que se hundió por el peso, no pasó nada peor que  “el desgaste de los pulmones a causa del grito que liberó", según dijo Spielberg  a The New York Times.




La pelea la mantiene contra un afamado luchador británico, Pat Roach, que muere dos veces en esta película. En esta escena, es el gigantón mecánico alemán que acaba destrozado por la hélice del avión fuera de control, y en la escena del bar de Marion es uno de los Sherpa que se queman al incendiarse la barra. Por cierto, que la pelea con individuos mucho más grandes y fuertes se repite en Indiana Jones y el Templo Maldito contra un enorme tughee. En la Última Cruzada, la pelea “gorda” es con muchos oponentes encima del tanque. En las dos primeras ocasiones, el descomunal oponente está interpretado por Pat Roach. En la tercera, Roach hace una fugaz aparición como oficial de la Gestapo, lo que le convierte en el único intérprete que aparece en la trilogía original además del protagonista, claro. Lo de la calavera de Cristal ya lo dejamos para otro día…

Spielberg diciendo a Roach lo que tiene que hacer


Escenas de la pelea contra el mecánico alemán

Pelea en The Raven contra Roach

Rodaje de la pelea en The Raven
Roach en el rodaje

Esta escena se eliminó de "La última Cruzada" y nos quedamos sin la pelea tradicional

Roach en "La última cruzada"

"Roach en "El Templo maldito"


DAS BOOT

Tras la paliza recibida por Jones antes de subir al barco que más tarde es abordado por el submarino Nazi (y que es a su vez abordado por Indiana Jones en lo que es la secuencia más improbable del film, pues en navío viaja cientos de millas marinas sin sumergirse, lo que hubiera ocasionado el ahogo inmediato del héroe), la protagonista femenina Marion Ravenwood (Karen Allen) está curando sus heridas y le recuerda que no es tan joven como cuando se conocieron, a lo que Indy le contesta "It's not the years, honey, it's the mileage" (No son los años, cariño, es el rodaje). La frase no está en el guión original y fue totalmente improvisada por el intérprete, supongo que en un arranque de coquetería actoral. También es improvisada la frase “No lo sé, Improviso sobre la marcha (I don't know, I'm making this up as I go!)” antes de coger un caballo para perseguir al camión que lleva el Arca. 
No son los años, cariño, es el rodaje

Escena de besos y pupitas


Respecto al barco (el Bantu Wind), el diseñador de producción Norman Reynolds había encontrado un barco oxidado perfecto para este “papel”. Sin embargo, cuando llegó el momento de filmar la secuencia descubrió horrorizado que el barco había sido repintado y ahora aparecía con un aspecto inmaculado, así que hubo que volver a dejarlo desvencijadísimo. 




El capitán del barco, Katanga, lleva la insignia de la marina de guerra de la Ejército Popular Yugoslavo, que existió desde 1945 hasta 1991. El emblema con la estrella roja es bastante visible. En este barco transportan el Arca hasta que son abordados por Dietrich (Wolf Kahler) y Belloq, y por la noche, algo extraño ocurre en la caja en que va embalada, quemando sus inscripciones (y nadie le da importancia a esto posteriormente) y causando gran alboroto entre las ratas del barco. La cámara se centra en una de las ratas, cuya cabeza gira en círculos atolondrados; esta rata  pertenecía  al cuidador de animales Mike Culting desde que era una cría y tenía un problema de equilibrio que la hacía comportarse de esa manera. A Spielberg le gustó tanto esta extraña actitud que decidió dejarla en la película, juzgando la extraña reacción animal como adecuada ante un evento sobrenatural.

El Katanga con gorra yugoslava del futuro


El rodaje de la película comenzó el 23 de junio de 1980 en La Rochelle, Francia. La primera escena que se rodó fue la del submarino nazi, que había sido rentado a la producción de la película de Wolfgang Petersen El Submarino(Das Boot). Cabe mencionar que el U-Boot rentado había sido realmente utilizado durante la Segunda Guerra Mundial, lo que causa un error de anacronismo: este tipo de submarino, adecuado para la película de Petersen, no es correcto para la de Spielberg, pues entró en servicio durante la Guerra.





Varias escenas con el submarino de Indy

Rodaje de "Das Boot" en La Rochelle




Varias escenas de "Das Boot"

Foto de la base en la 2ª Guerra Mundial

HEBREOS Y ALEMANES
En el recinto del submarino en la base de la isla (que fue realmente construido por los alemanes en La Rochelle durante la Segunda Guerra Mundial), tras noquear a un soldado para hacerse con su uniforme (que no es de su talla), un oficial alemán se dirige a Indy aplicándole una bronca monumental… en alemán. Para los no germano parlantes, lo que le dice viene a ser lo siguiente: "Buenos días" "¿Cansado? ¿Qué hacía durmiendo? Lávese! Y estírese la camisa, así no se verá  como un cerdo en su consejo de guerra... ""Ponte de pie... derecho”.  No dice más debido a que Indy le sacude un puñetazo.

En ese recinto se pronuncia la última frase que se añadió al guión, y es que sus creadores se dieron cuenta de que no había ninguna alusión al antisemitismo nazi. Así que se hizo hablar a Dietrich  acerca de la incomodidad que le producía la ceremonia hebrea para abrir el Arca. Las instrucciones que tuvieron que haber usado los judíos que construyeron el Arca, con sus medidas en codos y esas cosas, están descritas en la Biblia en Éxodo 25:10. 


El vestuario ceremonial de Belloq usa durante la ceremonia de apertura está descrito en Éxodo, al principio del capítulo 28. En cuanto a las palabras rituales, por lo visto están dichas en arameo, mal pronunciado, y forman parte de un párrafo que aún hoy en día se recita en muchas sinagogas cuando se realiza la ceremonia durante el Sabbath de apertura del arca que contiene las Sefer Torahs (el Antiguo Testamento escrito a mano sobre pergamino).



Aunque los nazis hablan alemán en muchas escenas, la mayoría de los diálogos fueron doblados para la versión alemana de la película, ya que los actores hablaban muy mal alemán, con un acento americano muy pronunciado. Algunos diálogos, además no tenían sentido ninguno. Al lanzarse el DVD se corrigió este error, redoblándose dichos diálogos; ahora la mayoría de las frases alemanas son pronunciadas en un correctísimo alemán nativo, más concretamente del sur del país. De hecho, cuando el oficial alemán le dice a su asistente, Gobler (que es uno de los que durante la persecución del camión cae por el precipicio), a la salida de la excavación de Tanis que quiere toda la protección para el Arca, este le responde "Jawohl, Herr Oberst!", pero sus labios no se mueven. Por cierto, que Oberst corresponde al rango de Coronel, y antes de esa escena, Dietrich es llamado Herr Major (o sea, Mayor)

LA CHICA Y EL GUIÓN
La idea de Lucas, Kaufman, Spielberg y todos cuantos debieron de pasar para tocar aquella mina de oro fue convertida en guión por Lawrence Kasdan, que también había sido el guionista de la segunda película de la saga Star Wars. Posteriormente también escribió la tercera de Star Wars y ha sido un solvente director (y guionista) con trabajos como Reencuentro, Silverado, El turista accidental, Grand Canyon… y si, El guardaespaldas también, que todo el mundo tiene que comer. La cosa es que aportó su granito de arena personal, ya que el nombre de la prota, Marion, es el mismo que el de la abuela de la mujer de Kasdan. Steven Spielberg y George Lucas pensaron inicialmente que él o la acompañante del protagonista iba a ser un espía nazi. Después de desechar esta idea, no se ponían de acuerdo en si el acompañante debía ser un antiguo mentor o una vieja amante. Lawrence Kasdan tuvo la idea de combinar ambos conceptos, por lo que Marion terminó siendo la hija del maestro de Indy, y además, su antigua amante. Para este papel optaron también Debra Winger y Amy Irving. Para la prueba de pantalla a los actores que optaron para el papel de Indy se usó a la actriz Sean Young como replicante (atención al chiste), que un año más tarde compartiría pantalla con Ford en Blade Runner.
En el borrador del guión que terminó Kasdan, Indy viaja a Shangai para recuperar una parte de la vara de Ra. Durante su escape del museo donde se encuentra dicha vara, se parapeta del fuego de las ametralladoras detrás de un gong gigante y rodante. También en el mismo guión, Indy y Marion huyen del caos resultante por la apertura del Arca en una vagoneta de mina en una salvaje secuencia de persecución. Ambas escenas fueron cortadas de dicho borrador, pero terminaron aprovechándose para Indiana Jones y el templo maldito.
Durante el rodaje, a Harrison Ford le visitó su entonces mujer, la guionista Melissa Mathison. En las pausas, Spielberg y Mathison escribieron un esbozo de guión sobre una idea del primero. Este guión acabaría siendo ET, el extraterrestre.

A Marion la secuestran

Foto del rodaje

Marion a punto de pasar miedito


Spielberg con Karen Allen

Karen Allen, George Lucas y Spielberg. Harrison Ford hecho polvo.

La moza y el mono
El nombre del sádico interrogador nazi, ese que despliega lo que parecen unos nunchakus pero que resultan ser una percha para colgar su gabardina de cuero de las SS y que queda marcado al fuego con el medallón en el bar de Marion, no se menciona en la película, pero  según el guión y la novelización que se hizo posteriormente es Toht, pronunciado como Tod, que en alemán significa muerte. El papel fue ofrecido en principio a Klaus Kinski, que escribió en su libro "Kinski Uncut" que Steven Spielberg le ofreció un papel en esta película, pero que lo rechazó. "..., el guión es tan moronically shitty (¿imbécil de mierda?), como los de tantas otras películas de esta índole." Kinski eligió aparecer en Venom (una de serpientes, una verdadera “joyita”), porque el sueldo era mejor. Al final fue elegido Ronald Lacey, que había dejado la actuación para convertirse en agente artístico, ya que a  Steven Spielberg le recordaba a Peter Lorre. Toht tiene únicamente catorce líneas de diálogo en inglés. El resto de su diálogo es en alemán.
Toth tiene agarrada a Marion

LOS ESPECIALISTAS
Harrison Ford fue sustituido en las escenas de riego por tres especialistas: Vic Armstrong en las escenas a caballo; Martin Grace en la de la estatua que cae y Terry Leonard cuando es arrastrado por el camión. Esta escena es un homenaje a la escena similar que hizo Yakima Canutt, legendario especialista, en La diligencia de John Ford. De hecho, se trataba de un truco que Terry Leonard había intentado el año anterior, sin lograrlo, en La leyenda del Llanero Solitario (William A. Fraker, 1981). El especialista quería intentarlo de nuevo, pero sólo si su amigo y colega Glenn Randall Jr. Se ponía al volante. El camión fue construido especialmente para ser más alto de lo normal sobre el suelo a fin de dejar espacio para que Indiana Jones pasara por debajo de manera segura. El centro de la carretera se excavó también a dejar más espacio. Aparte, la velocidad de la cámara se fijó en 20 cuadros por segundo, en lugar del tradicional 24 fps, es decir, se rodó en "cámara rápida", por lo que el camión no realmente no se mueve tan rápido como se muestra en la pantalla. Para alguna de las tomas, Harrison Ford fue arrastrado realmente tras el camión, lo que le ocasionó  algunos moretones en las costillas. Cuando se le preguntó si estaba preocupado, Ford dijo en broma: "No. Si realmente hubiera sido tan peligroso, se habría filmado más cantidad de película antes." 

Harrison Ford y Vic Armstrong

Aquí se ve el hueco


Indy a caballo


Cambiazo

Rodando la escena
Descansando un rato

Durante la persecución,  Harrison Ford se libra de sus tres dobles de acción, que interpretan a los soldados alemanes. Terry Leonard hace de conductor del camión, que es arrojado fuera de la cabina por Indy. Vic Armstrong y Martin Grace interpretan a los soldados que penden de un lateral del camión antes de ser derribado. El rodaje de esta escena  duró aproximadamente ocho semanas.

WILHELM

En una de las caídas de todos los extras que tienen lugar durante esta escena se puede escuchar un grito característico. Este grito tiene un nombre: el grito Wilhelm. La escena en cuestión es aquella en la que uno de los alemanes que van en la parte trasera del camión que transporta el Arca cae sobre la luna de un Jeep. El grito que se escucha forma parte del archivo de sonidos de la Warner. Fue grabado por Sheb Wooley un actor y cantante estadounidense que interpretó al hermano de Frank Miller en Solo ante el peligro, entre otros trabajos. En 1951, en la película Tambores Lejanos, dirigida por Raoul Walsh y protagonizada por Gary Cooper, hay una escena en que una patrulla esta vadeando un río, y uno de los soldados es mordido y arrastrado bajo el agua por un cocodrilo dando un alarido estremecedor. 
Este alarido pasó al archivo sonoro de la Warner y fue utilizado de nuevo dos años más tarde en la película La Carga de los Jinetes indios, cuando a uno de los soldados, llamado Wilhelm, una flecha india le atraviesa el muslo.


A partir de entonces apareció en infinidad de películas, como La Humanidad en Peligro, Ha nacido una estrella, Tierra de Faraones, El sargento negro, Grupo Salvaje, Chisum… sólo por poner las más conocidas.
En 1977, el diseñador de sonido Ben Burtt, o sea, el que se encarga de estas labores en esta película de la que estamos hablando, estaba contratado para sus labores de sonido en La Guerra de las Galaxias, y buscando material para la película encontró la grabación original del grito y le puso nombre, obviamente por ser proferido por el soldado Wilhelm en La Carga de los Jinetes Indios, pues era la única referencia que tenía por entonces. Y el grito Wilhelm se puede escuchar cuando Luke y Leia van a cruzar el abismo en la Estrella de la Muerte y uno de los soldados de asalto cae al vacío abatido por un disparo de Luke. A partir de ese momento, Burtt utilizó este sonido en prácticamente todas las películas en que ha trabajado, y esto, unido a su prestigio y la utilización del grito en su entorno, ha ido convirtiendo a este grito en una pequeña leyenda y uno de los sonidos más reconocibles. No solemos fijarnos como espectadores en estos detalles (afortunadamente, pues su labor es pasar desapercibidos y aportar credibilidad a un fin mayor, que es la película en sí), pero si nos detenemos a pensar, seguro que podemos descubrir sonidos recurrentes, muchos de los cuales pueden llegar a hacernos identificar a qué productora o qué época pertenece la película solo escuchando uno de esos efectos de sonido. Ya no se trata de hacer chocar dos cáscaras de cocos huecos para simular un galope de caballo. Pensad en el montón de sonidos que escuchamos en películas y series sin percatarnos de que algunos se repiten una y otra vez. Los más característicos los podemos encontrar en series de dibujos animados. Son muy reconocibles los de la Warner (ese silbido de algo o alguien cayendo, esos golpes causados por una enorme roca, los disparos…) o los de Hannah-Barbera (el tamborileo de un personaje iniciando una carrera, un cachiporrazo o las risas de Patán o Lindo Pulgoso, que no son el mismo perro, no). Como grito, para famoso, el de Tarzán, que Johnny Weismuller sólo lo grabó una vez, o el de cualquier porteador nativo cayendo al abismo o siendo atacado por enemigo o fiera. O el disneyano grito de Goofy cayendo al vacío, el peculiar sonido de una pistola en un spaguetti western, el grito de un águila, el trueno del castillo misterioso, multitud de explosiones, el viento…

La cosa es que desde que comenzó a ser utilizado el Wilhelm por Ben Burtt, este sonido ha adquirido categoría de leyenda. Lo podemos escuchar en toda la saga de Indiana Jones. En el Templo Maldito, cuando Mola Ram cae y es devorado por los cocodrilos (y al menos dos veces más). En La última Cruzada tras la explosión de una granada nazi que arroja a un protector del Grial colina abajo… También se puede escuchar en toda la saga de Star Wars, en la de El Señor de los Anillos, en Poltergeist, Willow, Gremlins, Batman returns, Reservoir dogs, Aladdin, Toy Story, Titanic, El quinto elemento, Ocenan´s eleven, Spiderman… y así, un largo etc.

APOTEOSIS APOCALÍPTICO
Durante la pre-producción, a los dibujantes del story-board  Ed Verreaux, Negrón Dave, Michael Lloyd y Joe Johnston se les pidió que trataran de imaginar lo que podría suceder cuando los nazis abrieran el Arca por primera vez. El guión describe la escena de forma un tanto escueta: "Se abre el arca y todo el infierno se desata". A pesar de tener claro que iban a estar involucrados  algunos espíritus, Lucas y Spielberg no estaban seguros de cómo debían aparecer en la pantalla. Así que cada uno de los artistas hizo una serie de bocetos  preliminares por su cuenta. Entonces, uno llegó sin fantasmas, pero con toda la escena sumida en  una tormenta sobrenatural. Otro aportaba a todos los fantasmas y las llamas, y el tercero colaboraba con los  efectos de luces de ira celestial. Lucas y Spielberg pidieron que se combinaran las tres ideas.


Story y concept art
Que viene el coco
Los efectos de los espíritus en el momento culminante de la película se lograron rodando pequeños maniquíes bajo el agua en cámara lenta por medio de una lente borrosa para lograr una calidad fantasmagórica. La escena más turbadora de esta secuencia se produce justo antes de la debacle, cuando uno de los espíritus se acerca hacia la cámara para revelar un rostro de mujer de aspecto más bien angelical que de repente se transforma en una macabra calavera. Una mujer vestida con un vestido blanco  y vaporoso, y maquillada de  blanco se colocaba en una plataforma que pendía de tres cables  y se filmó en muchas poses. El cambio a calavera se realizó mediante fundido de planos y animación. 
Estos la lían






Mas trucos del almendruco

Una vez que tiene lugar la transformación de ángel a demonio, toda la impresionante furia del Arca de se desata contra los nazis. Llamas surgen de su interior, y en cuestión de segundos, la cara de Dietrich se reduce a un rostro de momia. Las facciones de Toht se derriten en su cráneo, y la cabeza Belloq explota en una masa pulposa. Spielberg había decidido que los villanos se desintegraran. Los story-boards mostraban primeros planos de Belloq, Toht y Dietrich con sus caras desmoronándose, pero después de muchos esfuerzos  se dieron cuenta que no podían hacer tal cosa, así que en vez de desintegrar los que decidieron dar a cada uno de ellos un tipo diferente de muerte. Se hicieron moldes de las cabezas de los personajes gritando por el artista Chris Walas. El primero representaba  al coronel Dietrich, construido mediante vejigas inflables que, llenas de aire, conformaban la forma correcta de la cara. La mano de Joe Johnston se utilizó durante la filmación en primer plano para dar un poco de vida a la escena. Cuando el aire se extraía, la vejiga se desinflaba lo que convertía al instante la cara de Dietrich en la de una momia. Se necesitaron ocho o nueve personas para controlar el efecto y la manipulación de los diversos elementos de la cabeza, todo hecho a mano. 





La cabeza de Toht fue construida con un compuesto de gelatina en varias capas, y se  filmado en time-lapse (cámara súper rápida, a un fotograma por segundo) mientras el cráneo se fundía por el calor de un secador normal y corriente. 



En el caso de Belloq se construyó la cabeza con una especie de yeso cubriendo el cráneo con una sustancia flexible. Para el efecto final se empleó un cañón de aire de gran tamaño aplicado directamente de frente y por debajo de la cabeza, dos escopetas situado a unos quince metros más o menos detrás de la misma; aparte, a los lados se dispusieron cargas explosivas. Además se usaron cuatro o cinco pedazos de cuerda para cortar el cuello y tres puntos diferentes bajo los ojos y la barbilla. Dentro de la cabeza se había colocado un cráneo de yeso muy fino, lleno de bolsas de sangre mezclada con todo tipo de porquería en ellos (látex seco, vermiculita, trozos de espuma, etc.) La cabeza de Belloq tuvo que ser volada tres veces antes de conseguir  el efecto deseado, lo que convirtió el escenario en un caos absoluto. De todas formas, la escena quedaba demasiado gore para la época y en una película de esas características, así que se decidió superponer efectos pirotécnicos a fin de reducir el exceso sanguinolento. 


Tu no mires

Haciendo lo de las nubes

SANSEACABÓ

La última toma de la película en la escalera del edificio de gobierno no estaba en el guión. Marcia Lucas (por entonces esposa de George, ya que se separaron en el 83), después de ver la primera proyección, observó que no había un final emotivo, ya que sólo se mostraba a  Indy entregando el Arca a los funcionarios del gobierno, y Marion no aparecía después de todo lo que había pasado. Así que Spielberg rodó de nuevo la escena en el centro de San Francisco, con Marion esperando a Indy en los escalones del edificio del gobierno.


Y así llegamos al verdadero final, uno de los más acertados y certeros que este humilde cronista recuerda, con ese inmenso almacén (que inspiró seguramente la serie de TV Warehouse 13) en el que ha de perderse para siempre el Arca de la Alianza en la caja numerada con el 9906753. (Eso sí, será brevemente encontrada en la de la calavera de cristal, pero una vez más, eso lo dejaremos para otro día).
La banda sonora fue compuesta por el popular y reputado compositor John Williams, que tanto Lucas como Spielberg habían utilizado en sus trabajos anteriores. Williams asignó había temas a los personajes y los símbolos con una clara diferenciación. Para el Arca, una orquestación de tipo religioso y coro, pero unidos en una sola armonía, de manera que no se percibe el coro. Para Indiana Jones una fanfarria heroica. El tema de Marion es una pieza recurrente de amor. Para  los malos, los nazis, la música es oscura. Esos son los cuatro temas principales, que se repiten a lo largo de la partitura. Hay un quinto, casi una pieza de conjunto dentro de la música principal y relacionado temáticamente, para la escena con el mono y Marion e Indy en las calles de El Cairo. Como curiosidad, para el tema de Indiana Jones, “The Raiders March”, Williams barajaba dos melodías que puso bajo la decisión de Spielberg. Este le pidió que las unificara en una sola, salomónica decisión muy propia de una película con el Arca de la Alianza de por medio, que dio lugar a una de las melodías más reconocibles y populares de la historia del cine. Y quien siga confundiéndola con el tema de Superman, que haga el favor de abandonar la sala durante unos minutos, por favor.

Spielberg y Williams
A su estreno el 12 de junio de 1981, En Busca del Arca Perdida se situó como la película con mayores ganancias del año, estando situada en el top de los veinte los filmes con las mayores recaudaciones de todos los tiempos. En 1998, el American Film Institute incluyó a En Busca del Arca Perdida en su lista de "las mejores 100 películas del primer siglo del cine”. Indiana Jones también fue calificado como el segundo héroe más “emocionador” de todos los tiempos (El primer puesto fue para Atticus Finch, Gregory Peck, de Matar a un ruiseñor, y el tercero, James Bond. Harrison Ford repite en el listado en el nº 14 con Han Solo). Un año después, en 1999, la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos eligió preservarla en la Filmoteca Nacional, clasificándola en la categoría de "cultural, histórica o estéticamente significativa”.
Y dejando como sabido argumento y como propias de cada uno las opiniones,  todas estas cositas y muchísimas más que se quedan en el tintero (virtual) dieron lugar a todo un clásico del cine, que trajo cola en forma de  nuevas películas, tanto propias como ajenas, merchandising, videojuegos, libros y cómics,  y que constituye una fuente de referencias casi inagotables y reconocibles por todo bicho viviente, creando con el personaje Indiana Jones uno de los iconos más reconocibles y fascinantes en su simpleza de la mitología contemporánea.

LOS POSTERS 
 Aparte de los ya puestos en este y el anterior post, una serie de posters, como poco, curiosos.

Ilustración de Sanjulian

Poster polaco


Dos interpretaciones modernas

Poster turco


Dos posters japponeses

Versión tailandesa

Otro poster polaco


En francés

Poster ruso y rojo


EL CÓMIC

Aunque luego se han hecho muchos massobre el personaje, en este casonosinteresa el que se hizo basado en la película.Fue publicado por Marvel en tre números, y en España lo editó Forum en dos. El guión (o la adaptación del mismo) corrió a cargo de Walt Simonson y los dibujos fueron de Sal Buscema y Klaus Janson.Os dejo las portadas del os cómics originales y dos reproducciones de páginas originales dibujadas por Buscema.




Y una de mis debilidades: Los muñecos: disfrutadlos, pues aunque en los casos de Indiana Jones y Toth los hay muy logrados, algunos son para partirse...


INDIANA JONES
Estatua de bronce


Aquí está cabezón


No está nada mal



Aprovechando el muñeco de Han Solocambiandola ropa



Las de Sideshow nosuelendecepcionar

Un montón de accesorios


Preciosa estatua a caballo, un poco narigudo tal vez.

Comienza el show de la cutrez

Uno de Hasbro, es el vecino de abajo disfrazado


Robustiano Jones, de Hasbro, por lo menos


Queco de Lego

Version Kenner






Este es un pobre hombre




El de Kotobukiya, demasiado risueño


Potato Jones

Kung Fu Jones



El Cabrero, qué passa contigo!


Indy GIJoe Negro!

Kermit-Gustavo-René Jones



El sombrero es del primo cabezón, y el cuerpo de escombro

Esto es del Teplo Maldito, pero qué entrañable

Paco Jones, pa servirle


Otro GIJoe que esta vez no es negro






Mickey Jones o Indiana Mouse


Entrañable mini figura  con hobito









De Lego




MARION
Minifigurade Marion con serpiente e Indy de árabe


Esto no tiene color

Marion con el vestido de Belloq, parece que va a una zarzuela

Marion y el tipo del mono y el mono
Marion y la sartén


SALLAH
¿Es Sallah o Fernando Esteso con barba?


Al menos estos tienen gracia



SATIPO


BELLOQ
Sideshow y un Belloq que se parece a alguien que pasaba por allí

Menudo traje ceremonial

Porque lo dice la caja, que si no...

En fin...


EL TIPO DE LA ESPADA





Al tipo de la espada, con ponerle la expresión de "te voy a rajar vivo", todo arreglado

Estos, graciosos a lapar que entrañables


PAT ROACH

Hubo un dictador en España que hizo pesas...


Le falta decir "Cuñaooo"


TOTH
Creeremos lo que dice el blister

Logrado, con muchos accesorios






EL TIPO DEL MONO Y EL MONO






SECUNDARIOS VARIADOS


Oye tu, que nos están retratando!

EL ARCA Y EL ÍDOLO DE LA FERTILIDAD







El original, figura de Tlazoltéotl diosa azteca de la tierra, el sexo y el nacimiento . Era la diosa que eliminaba del mundo el pecado y la diosa más relacionada con la sexualidad.


OBJETOS VARIADOS...





Micromachines

Los One Coin (alguno hemos visto antes)

Pinball de Indy

Un pisapapeles
El camión que transporta el Arca

Tanis

El Ala voladora
LOS MUÑECOS DE KENNER



Páginas del Catálogo de Kenner
Menuda colección
LOS MUÑECOS DE HASBRO

Estos no son de Hasbro, pero no tienen precio (ni quese les ocurra ponérselo)
EL MONOPOLY DE INDIANA JONES

















 VIDEOJUEGOS
El único videojuego basado directamente en la película. Debajo. como era.




Uno de aventura, bastante posterior

Y otro de plataformas


El de Lego

POR CULPA DE INDIANA JONES

Debido al éxito cosechado por "En Busca del Arca Perdida", surgieronmultitud de filmes y series que, enmayor o menor medida, quisieron apuntarse al carro del éxito. Os dejamos con una selección:


Romancing the Stone (Tras la Esmeralda Perdida en América Latina y Tras el Corazón Verde en España) es una película norteamericana de 1984 enmarcada dentro del genero de aventuras con toques de comedia romántica dirigida por Robert Zemeckis y protagonizada por Michael Douglas, Kathleen Turner y Danny DeVito. Joan Wilder (Kathleen Turner), una escritora de novelas románticas, debe viajar a Colombia con un misterioso paquete para que su hermana sea liberada por unos traficantes de droga que la han secuestrado. Cuando llega, alguien está a punto de asesinarla, pero la salva Jack Colton (Michael Douglas), un aventurero buscavidas que se parece demasiado al héroe que protagoniza sus novelas.
Aunque en principio parece un plagio de En Busca del Arca Perdida, en realidad el guion había sido escrito cinco años antes.Los ejecutivos del estudio temían que la película fuera un fracaso, y eso los llevó a retirar el nombre de Zemeckis como director de un proyecto posterior que después se convirtió en la película Cocoon. Sin embargo se convirtió en el mayor éxito de 20th Century Fox en 1984. Zemeckis posteriormente afirmaría que el éxito de la película le permitió llevar a cabo el proyecto de Regreso al Futuro.
Tuvo una secuela, The Jewel of the Nile (La Joya del Nilo) de 1985, con Michael Douglas, Kathleen Turner, y Danny DeVito repitiendo sus papeles. Dirigida por Lewis Teague, pasó sin pena ni gloria.



King Solomon's Mines (1985) dirigida por J. Lee Thompson e interpretada por Richard Chamberlain, Sharon Stone, Herbert Lom (nominado a los Premios Razzie como Peor actor secundario), Bernard Archard, John Rhys-Davies (!!!) y Ken Gampu.Basada muy de jejos en la novela de Henry Ridler Haggard e infinitamente inferior a la de 1950 protagonizada por Stewart Granger y Deborah Kerr, es una insípida y prescindible película. Allan Quatermain, un famoso cazador, emprende un safari por el corazón de Africa. Al mismo tiempo, Elizabeth Curtis, acompañada de su hermano John, se interna en la zona más inhóspita del continente para buscar a su marido, desaparecido mientras buscaba las minas del Rey Salomón.
Tuvo secuela, que remedio, con Allan Quatermain and the Lost City of Gold (1986), dirigida por Gary Nelson, y protagonizada por Richard Chamberlain, Sharon Stone (Nominada a los Premios Razzie como Peor actriz), James Earl Jones y Henry Silva, que bien podrían haberse quedaado en casita. 



Una serie de aventuras que también siguió unos patrones similares a los de "En busca del arca perdida"fué Traedlos Vivos (Bring'Em Back Alive). En este caso se inspiraba en la figura de un cazador norteamericano llamado Frank Buck (personaje real que durante 30 años se dedicó a atrapar animales salvajes por todo el mundo y a distribuirlos por zoos y circos y que en 1932 había protagonizado su propio un documental). La acción transcurría en los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial y Frank residía en el lujoso hotel Raffles de Singapur, que era propiedad de su amigo Miles Bellamy. En sus aventuras por las selvas malayas, Frank se enfrentaba a todo tipo de cazadores furtivos, delincuentes y espías, así como al que era su mayor enemigo, G.B. von Turgo . Se emitió una sola temporada de 16 episodios y en España fue estrenada por TVE en 1985. Interpretada por Bruce Boxleitner, Cindy Morgan, Ron O'Neal,John Zee y Clyde Kusatsu.



Tales of the Gold Monkey (Cuentos del mono de oro) creada por Donald P. Bellisario, fué una serie de TV de 22 episodios que relataba las aventuras del piloto Jake Cutter, su fiel amigo y mecánico Corky y su perro tuerto Jack a bordo del hidroavión "Cutter's Goose" durante la Segunda Guerra Mundial. Jake Cutter es cliente asiduo de un bar llamado "Monkey bar" en la imaginaria isla de Boragora, donde otros personajes, residentes en la isla, comparten las aventuras de Jake. Éstos son el abogado, médico y dueño del "Monkey Bar" Chance Louie; la exhuberante cantante del "Monkey Bar" Sarah Stickney White, también espía americana; el espía alemán disfrazado de reverendo Willie Tenboom y la princesa Koji, líder de una banda de contrabandistas que cuenta con un ejército de samurais liderados por Todo. (FILMAFFINITY). La serie fue emitida por TVE en 1984, en horario estival, y estaba interpretada por Stephen Collins, Jeff MacKay, Leo the Dog, Caitlin O'Heaney, Roddy McDowall, Les Jankey, John Calvin, Marta DuBois, John Fujioka, que contaban aventuras  similares a las de Indiana Jones, con un inconfundible toque años 30 y una estética muy de cómic.


Las aventuras del joven Indiana Jones (The Young Indiana Jones Chronicles) fué una serie de televisión ideada y producida por George Lucas (la maquina de sacar cuartos a todas sus franquicias) y emitida entre 1992 y 1996 por la cadena de televisión ABC. En España, fue emitida por la cadena Antena 3 a partir de 1993.El personaje protagonista fue encarnado por varios actores: Sean Patrick Flanery (Indiana Jones a la edad de 16 años), Corey Carrier (Henry Indiana Jones, Jr., con 10 años), George Hall (Dr. Henry Indiana Jones, Jr., con 93 años) e incluso Harrison Ford (con 50 años), del que podeis ver un extracto. Fueron tres temporadas con 44 episodios, de los cuales aún no se han emitido al menos 8.

Aunque inspirada por el videojuego Tomb Raider, tenemos la serie anglocanadiense Relic Hunter (Cazatesoros), protagonizada por Tia Carrere haciendo de Sydney Fox, una profesora y avenurera buscadora de objetos antiguos que pretende retornarlos o donarlos a museos, o en todo caso, a los descendientes del propietario original. Le acompaña en el reparto y sus aventuras Christien Anholt como Nigel Bailey, su asistente lingüístico. La actriz Lindy Booth también comparte reparto durante las dos primeras temporadas; Tanja Reichert la sustituye en la tercera.

Tuvo tres temporadas en los EE.UU. entre 1999 y 2002 después de cumplir su previsión inicial, en el episodio 66 se cumplía el contrato, del cual no fue renovada.En España la serie se emitía por la cadena de televisión Telecinco, de emisión nacional, hacia el año 2004. Actualmente se emite en el canal FactoríaDeFicción, propiedad de Telecinco también.Entre anuncio y anuncio podemos ver las correrías de la exótica aventurera, aunque a mi, particularmente, no me llame nada la atención.



En 1999 se estrenó The Mummy (La Momia) escrita y dirigida por Stephen Sommers e interpretada por Brendan Fraser, Rachel Weisz, John Hannah y Kevin J. O'Connor, con Arnold Vosloo en el papel de la momia reencarnada.Inicialmente se pensó que fuera  parte de una serie de películas de horror de bajo presupuesto (pues se basaba muy al principio en el clásico de 1932 dirigido por Karl Freund y protagonizado por Boris Karloff), pero la cosa se salió de madre y acabó siendo un nuevo subproducto a la sombra de Indiana Jones, y un rotundo éxito de taquilla.
Esto llevó a  una secuela en 2001, The Mummy Returns, así como una serie de animación, y la precuela, el Rey Escorpión. Otra secuela, La momia: la tumba del emperador Dragón, se estrenó en 2008.
Durante una batalla en Egipto, el legionario Rick O'Connell y un compañero descubren las ruinas de Hamunaptra, la ciudad de los muertos. Algún tiempo después vuelven al mismo lugar con una egiptóloga y su hermano. Allí coinciden con un grupo de americanos, deseosos de correr aventuras, que acabarán provocando la resurrección de la momia de un diabólico sacerdote egipcio que intenta desesperadamente recuperar a su amada. (FILMAFFINITY)
Y la verdad, se espera uno tan poco de esta película, que hasta acaba teniendo gracia, y alguno de los gags son bastante dignos. Eso sí, la cosa ha ido decayendo según ha ido avanzando la saga.





Suponemos que arrepentido por haber dejado escapar al aventurero del Fedora y el látigo, Tom Selleck, en compañía de, Bess Armstrong, Jack Weston, Wilford Brimley, Robert Morley, Brian Blessed y  Cassandra Gava, protagonizó en 1983 la película de Warner Bros La gran ruta hacia China (High Road to China), dirigida por Brian G. Hutton, en la que se contaba como Un piloto, as de la aviación durante la Primera Guerra Mundial y con problemas con la bebida, debe encontrar por tierras asiáticas a un empresario, inventor y aventurero que ha desaparecido sin dejar huella. Con ayuda de la hija y heredera de éste, que perderá todo si no le encuentra antes de una cierta fecha, el aviador pasará por múltiples dificultades que pondrán a prueba su valor y algo más...
El fracaso en taquilla fué bastante importante, y aunque surgida a la sombra de Indy, la película debía mas a los clásicos de los 50, y el resultado, a pesar del rechazo del público (o tal vez la falta de criterio...) es más que digno.



Si hay escenas de En busca del Arca Perdida que son deudoras de las aventuras del Tio Gilito dibujadas por Carl Barks, el pato más rico del mundo se cobró la deuda protagonizando junto a sus parientes pobres una película perteneciente a la serie Ducktales o Patoaventuras titulada DuckTales the Movie: Treasure of the Lost Lamp (Patoaventuras La Película: El Tesoro de la Lámpara Perdida en España)de 1990. La película está inspirada en el cuento de Aladino y la Lámpara Maravillosa y se considera la conclusión de la serie Patoaventuras, emitida en TV de 1987 a 1989.



Nada puedo añadir a todo lo dicho sobre Tomb Raider y su protagonista, Lara Croft, el videojuego de aventura y plataformas desarrollado a partir de 1996 por Core Design y distribuido por Eidos Interactive, con ocho entegas (7 que son consideradas así y una octava, de 2008, titulada Tomb Raider: Underworld, que realmente es un remake de Tomb Raider,uno de los primeros en 3D aparecidos para la generación de 32 bits).
Tomb Raider, aparte de cifras millonarias en ventas, se convirtió en un auténtico fenómeno de merchandising, y aparte de las habituales camisetas, llaveros, muñecas, etc, protagonizó un comic junto a  Witchblade dibujada por Michael Turner y una serie propia. También eran muy del agrado de los fans masculinos las modelos que sucesivamente fueron encarnando a la peculiar arqueóloga de la trenza. En el año 2001 se estrenó la primera de las pelícuas de la saga, con Lara Croft encarnada por Angelina Jolie, acompañada por su padre, Jon Voight, y Iain Glen, Noah Taylor, Daniel Craig, Leslie Phillips, Mark Collie y Chris Barrie. La película hizo el amago de dirigirla Simon West, y contaba como Lara emprende la búsqueda del "triángulo de la luz", un antiguo talismán que permite dominar el tiempo a quien lo posea.






DIVERSOS HOMENAJES EN PADRE DE FAMILIA Y LOS SIMPSONS


Ambas series de animación, ricas en referencias culturales a varios ámbitos, incluído naturalmente el cine, no podían dejar a En Busca del Arca Perdida al margen. Os dejamos con varios, referidos únicamente a esta película de, en primer lugar, a la que se acusado de copia de la de Matt Groening y que yo considero una versión inevitablemente evolucionada y bastante más gamberra.





Y en Los Simpson, la serie de animación más longeva de Occidente. Alguno es ya sobradamente conocido.




Y hasta aquí hemos llegado, y aún así me temo que me dejo muchas cosas en el tintero virtual.

¡Feliz año a todos!


No hay comentarios:

Publicar un comentario