domingo, 3 de abril de 2011

Cosas de Familia: Don Pío (5)

De paseo


Ahora que ha llegado el buen tiempo... y escribo esto mientras diluvia. En fin. En abril aguas mil, dice la sabiduría popular.
Popular era la familia de Don Pío, retrato costumbrista de la sociedad de la época, que Peñarroya disponía en un escenario teatral sobre el que los actores interpretaban la historia hasta el desenlace, casi siempre hacia un mal final para el protagonista, ejemplo de tipo fracasado al que los dioses se la tienen jurada.
Pero como buen burgués, en sus ratos libres, Don Pío y familia daban sus paseítos.

Eso si, cuidado con los despiadados viandantes que te encuentres, o quizás tu mismo sin quererlo seas uno de ellos. Arriba, dos muestras de violentos paseos que acaban en pelea por sendos malentendidos.
Para no toparse con desaprensivos, podemos aprovechar el paseo y darnos un opíparo banquete. Salvo que un restaurante no se libra de esos desaprensivos, o tu mismo acompañante te puede dar la noche.

Al final, lo mejor resulta dar un paseo por el campo, hacer caso a Hermenegilda y La abuelita Paz, que se pasaban allí media vida, porque es lo mas sanote que hay. Eso si, hay que ir medianamente preparado para la caminata.
Muchos dan paseos con los niños. Cuidado con dejarles pasear solos, que te pueden traer cualquier cosa a casa.
Lo mejor es acompañarles, y ¿Qué mejor lugar para tener entretenido a un crío que una feria? Eso si, cuidado no te dejes engatusar que puedes acabar arruinado...


O baldado. Espero que disfruteis de esta nueva selección de Don Pío, y sepais perdonar las tonterías con que suelo acompañar estos post. Basta con no leerlos y centrarse en lo importante ¿no?

No hay comentarios:

Publicar un comentario